Etapa de venas varicosas

Las venas varicosas son cambios irreversibles en las paredes de los vasos venosos, lo que lleva a graves consecuencias. Las personas en riesgo (y con mayor frecuencia las mujeres) necesitan controlar el estado de sus piernas para comenzar el tratamiento con los primeros síntomas. En la etapa inicial de las venas varicosas, puede deshacerse por completo de la enfermedad o, al menos, prevenir su desarrollo.

¡Las varices se eliminan fácilmente sin cirugía! Para esto, muchos europeos usan Nanovein. Según los flebólogos, ¡este es el método más rápido y efectivo para eliminar las venas varicosas!

Nanovein es un gel peptídico para tratar las venas varicosas. Es absolutamente efectivo en cualquier etapa de la manifestación de las venas varicosas. La composición del gel incluye 25 componentes curativos exclusivamente naturales. En solo 30 días de usar este medicamento, puede deshacerse no solo de los síntomas de las venas varicosas, sino también eliminar las consecuencias y la causa de su aparición, así como prevenir el desarrollo de la patología.

Puede comprar Nanovein en el sitio web del fabricante.

Síntomas y diagnóstico de la enfermedad.

Durante muchos años, las venas varicosas dejaron de ser la gran cantidad de mujeres mayores, se extendió con una velocidad alarmante, afectando a mujeres menores de 30 años y hombres jóvenes. Esto obliga a las comunidades médicas a buscar nuevos métodos y realizar un trabajo preventivo activo.

La herencia, el sobrepeso, el embarazo, el trabajo sedentario o viceversa asociados con cargas estáticas prolongadas en las piernas crean condiciones favorables para el desarrollo de la patología. Por lo tanto, es muy importante saber y no perderse los primeros síntomas. Las etapas de las venas varicosas se manifiestan de diferentes maneras, y al principio sus síntomas se toman para la fatiga ordinaria, sin atribuirle un significado especial. A qué debe prestar atención:

  • las piernas comienzan a cansarse rápidamente; al anochecer, esta sensación se intensifica;
  • una sensación de pesadez y, a veces, calambres nocturnos en las pantorrillas se unen a la fatiga;
  • aparecen telarañas vasculares delgadas en las caderas, que no sobresalen por encima de la piel y son completamente indoloras;
  • Es posible el enrojecimiento de la piel en los tobillos y las caderas.

Incluso un examen superficial le da al médico una razón para sospechar venas varicosas y enviar al paciente para su examen. Si no toma ninguna medida (compresión o venotónica), estos signos comienzan a empeorar:

  • la red vascular aumenta y se vuelve convexa;
  • hay dolor en la pierna afectada;
  • la pastura se convierte en edema severo;
  • Las venas se expanden, se alargan y comienzan a aparecer claramente en la superficie de las piernas.

En casos avanzados, todos los síntomas y signos enumerados se unen por picazón, drenaje de la piel y un cambio en su color. Las venas aparecen en la superficie de las piernas con grandes nudos, la inflamación no disminuye incluso en la mañana. El riesgo de coágulos sanguíneos y úlceras tróficas está aumentando.

Los siguientes métodos se utilizan para diagnosticar el grado de varices:

método Informativo
Inspección visual y toma de historia. Le permite evaluar los signos visibles de la enfermedad y determinar los factores que provocan
Pruebas de funcionamiento Le permite juzgar la permeabilidad de las venas profundas, la consistencia de las válvulas venosas y la presencia de coágulos de sangre.
Ecografía dúplex vena Muestra el estado morfológico y funcional del sistema venoso de las extremidades inferiores. Según el estudio, se determina la etapa de las venas varicosas y el estado de las válvulas.
Reovasografía (RVG) Establece el tono vascular y le permite evaluar la hemodinámica.
Flebografía (rayos X con la introducción de un medio de contraste) Le permite ver el estado de las venas profundas, su permeabilidad, la presencia y localización de coágulos sanguíneos.

El diagnóstico temprano de las venas varicosas no es solo el establecimiento de la etapa de la enfermedad, sino también sus causas. Su eliminación hace que el tratamiento sea más exitoso y, a veces, le permite deshacerse de la enfermedad sin el uso de métodos traumáticos.

Clasificación de varices

En la práctica clínica, hay varios tipos de clasificación de la enfermedad. La sistematización de sus manifestaciones es importante para el desarrollo de estándares de tratamiento, así como para el intercambio efectivo de mejores prácticas internacionales en el campo de la flebología.

La clasificación internacional – CEAP – le permite evaluar la condición del paciente en puntos. En nuestro país, se utiliza principalmente cuando se realizan investigaciones y para determinar el grado de discapacidad del paciente. En la práctica diaria, la clasificación de la enfermedad por etapas se usa con mayor frecuencia.

Etapas de las venas varicosas – clasificación por Savelyev

Los médicos rusos usan la clasificación de acuerdo con V. Savelyev, quien estuvo en los orígenes de la flebología rusa. Describió las etapas de las venas varicosas dependiendo del cuadro clínico de la enfermedad. Analizó los procesos de formación de coágulos sanguíneos y los cambios en la coagulabilidad de la sangre en el caso de las venas varicosas de las extremidades inferiores, desarrolló e introdujo nuevos métodos para el diagnóstico y el tratamiento de las lesiones tróficas. Savelyev puso en práctica la gradación de las etapas de las venas varicosas de las extremidades inferiores en función del grado de daño.

Etapa inicial – Compensación

La etapa de compensación es el comienzo de la enfermedad, que continúa sin signos visibles. En esta etapa, la circulación sanguínea no se ve alterada, pero las venas comienzan a experimentar un mayor estrés. La sangre venosa se empuja hacia el corazón (de abajo hacia arriba) con la ayuda de contraer los músculos de la pantorrilla y el tono vascular. Si esta bomba venosa muscular comienza a fallar, la sangre se estanca en los vasos y revienta sus paredes.

La fatiga de las piernas, la aparición de arañas vasculares, la gravedad y la leve inflamación en la noche son los primeros signos de la enfermedad y el grado inicial de las venas varicosas. Y también este es el mejor momento para visitar a un médico y someterse a un examen. En la etapa de compensación, puede deshacerse permanentemente de la patología. La duración de esta etapa de la enfermedad es de varios meses a varios años.

Segunda etapa – subcompensación

Desafortunadamente, muchos pacientes acuden al médico solo en la segunda etapa de la enfermedad, cuando el proceso patológico ya se está ejecutando a plena capacidad. Los síntomas presentes en la etapa de compensación se vuelven pronunciados y causan molestias considerables al paciente. El segundo grado de venas varicosas aún deja la oportunidad de vencer la enfermedad si el tratamiento se inicia a tiempo.

La etapa se caracteriza por un síndrome de dolor constante, hinchazón, disminución después de un descanso prolongado y venas contorneadas feas y abultadas. La subcompensación es el comienzo de un mal funcionamiento de las válvulas venosas. En un estado saludable, no permiten que la sangre venosa fluya hacia abajo, bloqueando cada segmento del vaso con sus pétalos. Con una presión sanguínea constante en las paredes de los vasos, las venas se expanden y las válvulas ya no pueden cerrar de manera confiable la luz de la vena. Esto conduce al retorno de la sangre y su estancamiento.

Tercera etapa – descompensación

Si se ignoran los síntomas y signos anteriores, la patología pasa a la siguiente etapa: descompensación. Además, este proceso puede ocurrir rápidamente. La descompensación es venas varicosas de grado 3 que requieren tratamiento quirúrgico. El estancamiento de la sangre provoca la acumulación de líquido en los tejidos y sus cambios tróficos:

  • se produce un edema persistente que comprime los vasos circundantes, incluidas las arterias que transportan oxígeno y nutrientes a los tejidos;
  • la piel comienza a secarse, cambia de color y pica;
  • se pierde la caída del cabello, las uñas dejan de crecer;
  • se forman úlceras tróficas no curativas que inevitablemente se infectan y causan inflamación vascular;
  • las válvulas de venas profundas y comunicantes fallan;
  • las venas varicosas se complican por tromboflebitis, existe el peligro de trombosis venosa profunda.

El hecho de que pueda aparecer una úlcera trófica en la piel está inicialmente indicado por cambios en la piel. La nutrición celular deteriorada conduce a una mayor pigmentación: la piel se vuelve marrón, luego de color rojo púrpura y brillante. Pequeños sellos debajo de la piel son los precursores de las úlceras tróficas. El inicio oportuno del tratamiento se detendrá e incluso evitará el proceso de muerte tisular.

Cuarto y subsecuente

Venas varicosas de último grado: esta es la etapa extrema de la insuficiencia venosa. Las venas dilatadas se fusionan y sobresalen en la superficie de las extremidades inferiores en racimos. Las úlceras en las piernas cubren un área cada vez más grande, se observa disfunción miocárdica. La cuarta y posteriores etapas de las venas varicosas amenazan la vida del paciente y requieren tratamiento de emergencia.

Métodos de tratamiento en cada etapa.

Cada grado de venas varicosas sugiere sus propios métodos de tratamiento. El grado inicial generalmente se trata de forma conservadora.

Compensación

Una de las principales formas de tratar la etapa inicial de las venas varicosas es la compresión: el uso de una venda elástica o prendas de punto especiales con diferentes grados de presión. Este método le permite mantener el tono de las paredes venosas y los músculos. Las medias de compresión o las medias hasta la rodilla (o una venda elástica) se deben usar todo el día, solo se pueden quitar antes de acostarse.

Al mismo tiempo, el médico prescribe medicamentos venotónicos sistémicos y locales. Protegen los vasos, los hacen elásticos y menos frágiles, y previenen la inflamación de sus paredes. Además, los ungüentos y geles alivian síntomas como dolor, hinchazón y calambres nocturnos. Además de la terapia de compresión, el tratamiento venotónico debe ser sistemático.

Un elemento importante del tratamiento es la organización correcta del modo de trabajo, si está asociado con una permanencia constante en las piernas o, por el contrario, con una posición sentada. Se recomienda al paciente que tome descansos durante los cuales el músculo de la pantorrilla recibe una carga. Pueden ser ejercicios especiales o una caminata corta para “dispersar” la sangre.

El grado inicial de las venas varicosas implica el uso de remedios caseros, pero solo después de coordinarlos con el médico tratante y únicamente como una adición al tratamiento principal.

Subcompensación

En la segunda etapa de las venas varicosas, la terapia conservadora puede no ser suficiente. Los medicamentos que agregan anticoagulantes y evitan la formación de coágulos sanguíneos se agregan a los medicamentos venotónicos.

La subcompensación se caracteriza por la aparición de venas hinchadas en la superficie de la piel. Son tratados con escleroterapia. Esta es una forma prácticamente indolora y efectiva de eliminar las venas afectadas del torrente sanguíneo. Se inyecta una sustancia especial en la vena enferma, que pega el vaso y lo hace completamente intransitable. El procedimiento se realiza solo en pequeñas secciones de venas.

La flebología moderna ofrece otros métodos efectivos: coagulación con láser y ablación por radiofrecuencia. En este caso, la vena se elimina del torrente sanguíneo pegándola con un rayo láser o radiación de onda, calentando las paredes del vaso. El uso de métodos de tratamiento mínimamente invasivos solo es posible en las venas safenas. Su uso está excluido en tromboflebitis aguda, trombosis y en estadios avanzados de venas varicosas.

El tratamiento con compresión elástica no se cancela. En la etapa de subcompensación, se interrumpe el funcionamiento de las válvulas venosas. Apretar le permite restaurar parcialmente su función y evitar el edema y la congestión.

Los médicos recomiendan usar vendas elásticas, ya que la ropa interior de compresión es menos efectiva. Sus ventajas:

  • El efecto de la compresión del vendaje es más rápido.
  • se pueden usar para el llanto eccema varicoso o úlceras;
  • si es necesario, pueden debilitarse o viceversa para aumentar la presión;
  • Las vendas en el caso de indicaciones especiales se pueden usar durante todo el día durante siete días.

El inconveniente de un vendaje elástico es que es menos estético y debe ser realizado por un médico.

Descompensación

Si no trata las venas varicosas en la etapa de descompensación, se crea una amenaza no solo para otros órganos y sistemas vitales, sino también para la vida del paciente. La enfermedad se complica por tromboflebitis: inflamación de las paredes de los vasos sanguíneos y la formación de coágulos sanguíneos.

Esta es la fase de la enfermedad en la que solo es posible el tratamiento quirúrgico, ya que la terapia no produce resultados. Se forman grandes úlceras tróficas. El proceso necrótico puede provocar gangrena y, a continuación, la única forma de salvar la vida del paciente es la amputación.

El tratamiento quirúrgico consiste en eliminar una vena dolorida. Como resultado de la operación, el flujo sanguíneo se redistribuye a otros vasos sanos. En el postoperatorio, se reanuda el tratamiento farmacológico y se aplica necesariamente la terapia de compresión.

¿Por qué es importante diagnosticar la enfermedad inicialmente?

Las venas varicosas de grado inicial responden bien al tratamiento. Las posibilidades de la medicina moderna nos permiten hacer un diagnóstico en la etapa más temprana de la enfermedad, cuando no hay trastornos circulatorios y las venas están en un estado normal.

Las personas con sobrepeso, las mujeres embarazadas y las mujeres durante la menopausia deben recordar el diagnóstico de la etapa temprana de las venas varicosas. Están en riesgo las personas con pies planos, amantes de los tacones altos y aquellos que están en riesgo ocupacional. Para ellos, esta es una oportunidad para mantener las piernas sanas y evitar complicaciones graves y tratamientos costosos.

Las consecuencias de la falta de un tratamiento adecuado.

La enfermedad varicosa está lejos de ser una patología inofensiva y no un defecto cosmético, con el que puede vivir en paz hasta la vejez. Esta es una enfermedad grave que pone en peligro la vida si no se trata. Complicaciones de las venas varicosas:

  • inflamación y trombosis de venas superficiales (tromboflebitis), que está plagada de gangrena de la extremidad inferior;
  • trombosis venosa profunda, que amenaza, en caso de desprendimiento de trombo, embolia pulmonar y muerte;
  • úlceras tróficas: lesiones de tejido de curación profunda a largo plazo que causan dolor intenso al paciente.

Las violaciones del trofismo causan adelgazamiento de la piel y la pared venosa, lo que incluso con lesiones menores puede provocar sangrado. El tratamiento de las venas varicosas es un trabajo minucioso y largo. Pero la estricta observancia de las recetas del médico da un buen resultado y mantiene la salud.

Lagranmasade España