Baños de sulfuro de hidrógeno o beneficios y daños de la balneoterapia, indicaciones de uso

Hola queridos lectores! En este artículo queremos informarle sobre los baños de sulfuro de hidrógeno, sobre sus indicaciones de uso y contraindicaciones, así como sobre cómo tomarlos correctamente.

¡Las varices se eliminan fácilmente sin cirugía! Para esto, muchos europeos usan Nanovein. Según los flebólogos, ¡este es el método más rápido y efectivo para eliminar las venas varicosas!

Nanovein es un gel peptídico para tratar las venas varicosas. Es absolutamente efectivo en cualquier etapa de la manifestación de las venas varicosas. La composición del gel incluye 25 componentes curativos exclusivamente naturales. En solo 30 días de usar este medicamento, puede deshacerse no solo de los síntomas de las venas varicosas, sino también eliminar las consecuencias y la causa de su aparición, así como prevenir el desarrollo de la patología.

Puede comprar Nanovein en el sitio web del fabricante.

contenido

¿Qué son los baños de sulfuro de hidrógeno y cuál es su secreto?

Los baños de sulfuro de hidrógeno o sulfuro (balneoterapia) son baños basados ​​en aguas minerales, que incluyen sulfuro de hidrógeno.

Se distinguen varios tipos de bañeras dependiendo de la saturación de agua con sulfuro de hidrógeno:

  • con una ligera concentración de sulfuro de hidrógeno en agua, de 10 a 50 mg / l;
  • bañeras con una saturación media de sulfuro de hidrógeno en agua: más de 50 mg / l, pero no más de 100 mg / l;
  • un baño con una alta proporción de sulfuro de hidrógeno de 100 a 250 mg / l;
  • baños saturados con una concentración de sulfuro de hidrógeno de más de 250 mg / l.

En la práctica médica, los baños de saturación media y alta son comunes.

El secreto de tales baños es su doble acción: térmica y mecánica. El primer efecto se logra debido al efecto directo del sulfuro de hidrógeno en la piel. El efecto mecánico se logra debido a las fluctuaciones de temperatura en el agua, que se acompaña de presión hidrostática.

Efecto terapeutico

El tratamiento con baños de sulfuro de hidrógeno tiene un efecto beneficioso en el cuerpo humano. Los baños de sulfuro son un antioxidante efectivo.

El sulfuro de hidrógeno ayuda a activar la circulación sanguínea, lo que ayuda a saturar las células de todos los órganos con sustancias útiles que están contenidas en el sulfuro de hidrógeno, y también ayuda a reducir el riesgo de falta de oxígeno en las células.

Durante la adopción de los baños de sulfuro de hidrógeno, se produce el contacto directo de las sustancias activas de las aguas minerales con la piel, lo que resulta en la apertura de los poros, lo que contribuye a una mejor penetración de sustancias beneficiosas en el cuerpo humano.

Baños de sulfuro de hidrógeno

  • Mejoran el funcionamiento de las glándulas secretoras, como resultado de lo cual hay un aumento en la producción de histamina, serotonina y acetilcolina, que tienen un efecto beneficioso sobre el funcionamiento del cuerpo, y mejoran el proceso de relación neuronal entre los órganos.
  • Tienen efecto antiinflamatorio, antibacteriano, antimicrobiano y regenerativo. Gracias a lo cual se usan activamente para tratar problemas dermatológicos y ginecológicos, así como enfermedades del sistema musculoesquelético.

Baños de radón y sulfuro de hidrógeno

  • Son capaces de eliminar toxinas, acelerar el metabolismo, lo que ayuda a hacer frente a muchos procesos patológicos.
  • Tienen un efecto terapéutico en el trabajo del hígado, que participa directamente en los procesos metabólicos, incluido el azufre.

Como regla general, en la naturaleza, las fuentes minerales, además del sulfuro de hidrógeno, contienen iones de yodo, bromo y flúor, así como sulfatos y bicarbonatos. Al mismo tiempo, el agua mineral con sulfuro de hidrógeno es rica en oligoelementos: estaño, bario, hierro, magnesio, potasio, sodio, cobre y otros.

Показания

Antes de tomar baños, es necesario estudiar las indicaciones y contraindicaciones que tiene el sulfuro de hidrógeno. Comencemos con el testimonio.

Balneoterapia cardiovascular

Tomar baños de sulfuro de hidrógeno tiene un efecto beneficioso sobre el sistema cardiovascular y ayuda a enfrentar las desagradables consecuencias de un ataque cardíaco. Además, los baños de radón y sulfuro de hidrógeno son efectivos para el tratamiento y la prevención.

  • hipertensión
  • taquicardia;
  • venas varicosas;
  • aterosclerosis;
  • tromboflebitis;
  • insuficiencia cardiaca
  • enfermedades infecciosas e inflamatorias del sistema cardiovascular.
Nanovein  Preparación para la cirugía de venas varicosas.

Los baños de sulfuro de hidrógeno son un método terapéutico auxiliar y se usan en combinación con el tratamiento principal.

Baños de sulfuro de hidrógeno para el sistema musculoesquelético.

El tratamiento con baños de sulfuro de hidrógeno está indicado para pacientes con patologías infecciosas e inflamatorias de hueso, cartílago y tejido articular. Los baños de sulfuro son efectivos para recuperarse de lesiones infecciosas y traumáticas de la médula espinal. También las indicaciones para la balneoterapia son:

Baños de sulfuro para el sistema nervioso central.

Como terapia de rehabilitación después de lesiones y enfermedades inflamatorias de diversas etiologías del cerebro y la médula espinal, se prescribe un tratamiento con baños de sulfuro de hidrógeno. Las indicaciones para la balneoterapia son:

  • enfermedades periféricas del sistema nervioso;
  • Parálisis cerebral
  • encefalopatía.

Tratamiento de problemas dermatológicos.

Debido al efecto antiinflamatorio, antibacteriano, cicatrizante y regenerador de heridas, el tratamiento con baños de sulfuro de hidrógeno se usa ampliamente en dermatología. Entonces, los baños de radón ayudan a hacer frente a:

  • acné
  • furunculosis;
  • psoriasis;
  • eccema
  • dermatitis de diversas etiologías.

Balneoterapia para enfermedades genitourinarias.

Para las mujeres, el tratamiento con baños de sulfuro de hidrógeno se prescribe para:

  • enfermedades inflamatorias de los órganos genitales;
  • obstrucción de las trompas de Falopio;
  • trastornos hormonales, incluidos el ciclo menstrual y la menopausia.

En los hombres, los baños de radón y sulfuro de hidrógeno están indicados para:

  • epididimitis;
  • orquídeas
  • balanopostas;
  • prostatitis
  • Otras enfermedades de los órganos genitales masculinos de etiología inflamatoria.

Debido al efecto antiinflamatorio, los baños de dióxido de carbono-sulfuro de hidrógeno se usan para tratar enfermedades de los órganos urinarios:

  • uretritis;
  • cistitis;
  • jade
  • inflamación de los uréteres;
  • urolitiasis

Balneoterapia para enfermedades del aparato digestivo.

Los médicos a menudo complementan el tratamiento principal con baños de sulfuro de hidrógeno, cuya acción puede hacer frente a:

  • colecistitis;
  • hepatitis crónica
  • úlcera péptica de diversa localización;
  • gastritis;
  • Enfermedad de Crohn.

Además, los baños de radón y sulfuro de hidrógeno se usan como terapia restaurativa después de intervenciones quirúrgicas en los órganos digestivos.

otro

Los baños de sulfuro de hidrógeno se usan para los trastornos endocrinos, que se manifiestan en la disfunción tiroidea. A menudo, los baños de radón y sulfuro de hidrógeno se incluyen en el curso del tratamiento para la diabetes mellitus, ya que las sustancias que componen el agua mineral pueden normalizar los recuentos sanguíneos clínicos generales, normalizar la composición de lípidos y colesterol de la sangre.

Противопоказания

Los beneficios y los daños de los baños de sulfuro de hidrógeno son difíciles de diferenciar. Por ejemplo, los baños de sulfuro de hidrógeno están indicados para patologías crónicas del sistema digestivo, pero están contraindicados durante su exacerbación. Por lo tanto, antes de tomar baños de sulfuro, debe consultar a su médico, ya que la lista a continuación no es exhaustiva.

Las contraindicaciones para la balneoterapia son:

  • embarazo y el período de lactancia materna;
  • la presencia de reacciones alérgicas e intolerancia individual a los componentes de los baños de sulfuro de hidrógeno;
  • defectos del corazón;
  • enfermedades inflamatorias del sistema respiratorio, incluido asma bronquial;
  • tuberculosis y enfermedades respiratorias bajas;
  • trastorno del ritmo cardiaco;
  • dermatitis de llanto;
  • patología renal durante la exacerbación, así como insuficiencia renal;
  • insuficiencia hepática;
  • enfermedades hepáticas agudas y crónicas;
  • epilepsia;
  • formaciones tumorales malignas;
  • ataque cardíaco recurrente;
  • fiebre
  • lesiones cerebrales profundas;
  • angina de pecho;
  • sangrado interno y predisposición a ellos;
  • patología del sistema circulatorio;
  • exacerbación de patologías crónicas de diversas etiologías.

Reglas de admisión

Para que los baños de sulfuro de hidrógeno solo aporten beneficios a su cuerpo, debe seguir algunas reglas simples:

  1. Tome baños de sulfuro de hidrógeno como lo indique su médico.
  2. Ir al baño 3 horas después de comer. Tampoco se bañe con el estómago vacío.
  3. En presencia de otros procedimientos que se llevan a cabo el mismo día de la balneoterapia, es necesario hacer intervalos entre ellos durante al menos dos horas.
  4. Durante el tratamiento con sulfuro de hidrógeno, está contraindicado fumar, beber, especialmente bebidas, que contengan alcohol.
  5. Los médicos no recomiendan deportes antes de tomar baños de sulfuro de hidrógeno. Esto aumentará la carga en el cuerpo y puede conducir a un deterioro de la condición. Por lo tanto, relájese antes de tomar baños durante dos o más horas.
  6. Después de tomar baños de sulfuro de hidrógeno, relájese.
  7. Si experimenta debilidad, mareos u otras dolencias, rechace el procedimiento y consulte a su médico.
  8. Tome cursos de baño para obtener el efecto deseado.

Esquemas de balneoterapia

Dependiendo de las indicaciones, así como del estado general del paciente, el médico prescribe uno de los tres esquemas de balneoterapia.

Nanovein  Compresas de soda para venas varicosas e hinchazón de piernas

Esquema No.1

El tratamiento con baños de sulfuro de hidrógeno de acuerdo con el esquema No. 1 es el régimen de tratamiento más suave y se usa, por regla general, durante el período de adaptación al sulfuro de hidrógeno. De acuerdo con este esquema, al paciente se le asignan baños con una concentración de hidrógeno de 25 a 100 mg / ly una temperatura del agua de 36 ° C. Es necesario tomar tales baños comenzando desde los 0 minutos y aumentando gradualmente a 6 minutos. Si los pacientes son niños o pacientes con patologías cardíacas, la duración del baño no es más de 15 minutos.

En el período otoño-primavera, se prescriben baños con una temperatura de 37 ° C. En ausencia de contraindicaciones, la duración de la balneoterapia aumenta a media hora.

Al combinar baños de sulfuro de hidrógeno con procedimientos locales, estos últimos se llevan a cabo antes de los baños, sin contar el enema. No se recomiendan procedimientos fisioterapéuticos el día de tomar baños de sulfuro.

Los baños de radón y sulfuro de hidrógeno de acuerdo con el esquema No. 1 se usan para:

  • normalización y restauración de procesos metabólicos;
  • mejorar la circulación sanguínea;
  • Fortalecimiento de la inmunidad.

Esquema No.2

Se toma un baño con influencia moderada durante 6-15 minutos, con una fracción de sulfuro de 100 mg / la 150 mg / l, mientras que el régimen de temperatura varía de 34 0 C a 37 0 C. El curso del tratamiento según el esquema No. 2 es de 8 a 15 tratamientos. El baño se realiza con un intervalo de uno o dos días.

El tratamiento con baños de sulfuro de hidrógeno de acuerdo con el esquema No. 2 es necesario cuando:

  • trastorno metabólico
  • trastornos y patologías del sistema nervioso;
  • inmunidad débil;
  • problemas dermatológicos
  • enfermedades genitourinarias;
  • enfermedades de los órganos del sistema musculoesquelético.

Esquema No.3

Para una exposición intensa al cuerpo del paciente, los médicos recomiendan la balneoterapia de acuerdo con el esquema No. 3, que está indicado para:

  • metabolismo deficiente, como resultado de lo cual se formaron otros procesos patológicos;
  • algunas patologías del sistema nervioso central;
  • problemas del sistema musculoesquelético.

Los baños de sulfuro según el esquema No. 3 crean condiciones favorables para la reestructuración profunda de las funciones corporales, la reparación de tejidos y la nutrición.

Según el tercer régimen de tratamiento, la temperatura del agua en el baño debe estar en el rango de 34-36 0 ° C, mientras que la duración de la administración es de 3 a 10 minutos. Un curso incluye 8-10 procedimientos, entre cada procedimiento se necesita un descanso de un día.

Para recibir un baño de sulfuro de hidrógeno de acuerdo con el esquema No. 3, se prescriben baños de acuerdo con el esquema No. 2 en los primeros 1 días, luego los siguientes 2 días de acuerdo con el esquema No. 2. Después de lo cual, los procedimientos restantes 4-6 se llevan a cabo con una concentración de sulfuro de hidrógeno de más de 250 mg / l.

Baños de sulfuro de hidrógeno en casa

En ausencia de la oportunidad de visitar baños de sulfuro de hidrógeno en instituciones especializadas, dicho procedimiento puede llevarse a cabo en el hogar. Sin embargo, vale la pena recordar que existe un alto riesgo de intoxicación por compuestos volátiles. Por lo tanto, realice los procedimientos solo en baños bien ventilados que estén equipados con ventilación potente.

Además, debe saber que en casa no obtendrá el mismo efecto terapéutico que en los sanatorios. Esto se debe a la falta de control de la concentración de sulfuro de hidrógeno en el baño. En instituciones médicas especiales, la temperatura y el nivel de concentración son controlados por dispositivos especiales durante todo el procedimiento.

Los baños de sulfuro de hidrógeno en el hogar se llevan a cabo utilizando compuestos especiales para baños de sulfuro, que se pueden comprar en una farmacia o en tiendas especializadas. También puede tomar baños con agua mineral común, que incluye sulfuro de hidrógeno, sales, micro y macro elementos.

Cuando prepare baños de sulfuro de hidrógeno en casa, controle la temperatura del agua. Un régimen especial de temperatura ayudará a eliminar varias enfermedades. Para fortalecer las defensas del cuerpo, el tono y también para mejorar la condición de la piel, tome un baño con una temperatura de 30 0 C a 35 0 C. Para eliminar los síntomas desagradables de un resfriado, tome un baño de sulfuro de hidrógeno con una temperatura de aproximadamente 40 0 ​​C.

Lagranmasade España