Adherencias en el tratamiento de los síntomas de la pelvis.

La enfermedad pélvica adhesiva (pelvioperitonitis plástica) es una enfermedad caracterizada por la formación de cordones de tejido conectivo o adherencias entre los órganos internos de la pelvis pequeña (útero, apéndices, ligamentos, vejiga y asas del intestino grueso).

Los órganos internos están cubiertos externamente con una membrana serosa: el peritoneo visceral, mientras que toda la cavidad abdominal está envuelta por el peritoneo parietal. Debido al líquido peritoneal en la cavidad abdominal, el peritoneo visceral proporciona un desplazamiento libre de los órganos entre sí (por ejemplo, durante el embarazo, el útero en crecimiento cambia la topografía de las asas intestinales y de la vejiga, lo que no interfiere con su funcionamiento normal). Las adherencias en la pelvis pequeña violan la libertad de movimiento de los órganos, lo que causa ciertos síntomas.

¡Las varices se eliminan fácilmente sin cirugía! Para esto, muchos europeos usan Nanovein. Según los flebólogos, ¡este es el método más rápido y efectivo para eliminar las venas varicosas!

Nanovein es un gel peptídico para tratar las venas varicosas. Es absolutamente efectivo en cualquier etapa de la manifestación de las venas varicosas. La composición del gel incluye 25 componentes curativos exclusivamente naturales. En solo 30 días de usar este medicamento, puede deshacerse no solo de los síntomas de las venas varicosas, sino también eliminar las consecuencias y la causa de su aparición, así como prevenir el desarrollo de la patología.

Puede comprar Nanovein en el sitio web del fabricante.

Causas de adherencias en los órganos pélvicos.

Las razones que conducen a la formación de dicha patología, los expertos se dividen en 5 grupos:

  • Diversos procesos inflamatorios;
  • El desarrollo de la endometriosis;
  • Cirugía
  • Sangre en la pelvis o el abdomen;
  • El desarrollo de apendicitis.

Es la inflamación que ocurre en los órganos pélvicos lo que a menudo causa la formación de adherencias. Estas pueden ser enfermedades como parametritis, salpingooforitis y pelvioperitonitis.

Las causas de la inflamación pueden ser las siguientes:

  • infecciones genitales
  • infección por tuberculosis (en los apéndices del útero, se puede localizar el bacilo de Koch);
  • si el tratamiento no se ha llevado a cabo o la automedicación de procesos inflamatorios que ocurren en los órganos pélvicos se ha llevado a cabo;
  • cirugía uterina, como aborto, legrado o histeroscopia;
  • Si se ha instalado un dispositivo intrauterino.

Existen varios factores que aumentan el riesgo de adherencias:

  • cambio frecuente de parejas sexuales y negativa a usar un condón durante el contacto sexual;
  • ignorando las reglas básicas de higiene personal;
  • hipotermia frecuente;
  • desnutrición;
  • malas condiciones de vida

La endometriosis es el crecimiento del endometrio en aquellos lugares donde no debería formarse. Si esto sucede, durante la menstruación, dichas áreas comienzan a sangrar, la sangre ingresa a la cavidad pélvica, donde después de un tiempo se desarrolla el proceso inflamatorio, lo que conduce a la formación de adherencias.

En muchos casos, las adherencias comienzan a formarse después de las operaciones realizadas en los órganos pélvicos. De gran importancia es lo difícil y larga que fue la operación, ya que la abundancia de suturas, la exposición prolongada de los órganos internos, la desecación de las láminas de peritoneo y la falta prolongada de oxígeno en los tejidos pueden desencadenar el desarrollo de adherencias. Además, cualquier lesión de los órganos pélvicos puede afectar.

La sangre en la pelvis o el abdomen puede ocurrir durante la apoplejía ovárica o durante el embarazo ectópico. Durante el ciclo menstrual, puede ocurrir un reflujo de sangre a través de las trompas de Falopio.

La apendicitis es la enfermedad más común que es de naturaleza inflamatoria y requiere cirugía.

Pero no debe pensar que, en presencia de cualquiera de las razones descritas, una mujer seguramente comenzará a formar adherencias en la pelvis pequeña. Si los problemas descritos se corrigen a tiempo y correctamente, en la mayoría de los casos el tratamiento se lleva a cabo con éxito y es posible evitar que comience el proceso de adhesión. Después de someterse a operaciones en los órganos pélvicos, debe comenzar a moverse tan pronto como el médico lo permita. Esto reducirá el riesgo de desarrollar tales cables.

Síntomas de la formación de adherencias en los órganos pélvicos.

La gravedad de los síntomas en la enfermedad adhesiva depende completamente del grado de propagación de las adherencias en el espacio pélvico. Las opciones son posibles desde un curso asintomático hasta un cuadro clínico pronunciado. Hay tres formas clínicas principales de la enfermedad:

1) agudo. Los pacientes con esta forma de la enfermedad tienen quejas bastante pronunciadas; el dolor aumenta gradualmente, los vómitos, las náuseas son preocupantes, la temperatura aumenta y la frecuencia cardíaca aumenta. El examen del abdomen (presión) causa dolor intenso. Hay obstrucción intestinal. Después de lo cual la condición del paciente empeora bruscamente: la presión disminuye bruscamente, la cantidad de orina liberada disminuye, se produce debilidad y somnolencia. Alteración del metabolismo del agua, la sal y las proteínas en el cuerpo. La condición de los pacientes con una forma aguda de enfermedad adhesiva se evalúa como extremadamente grave;

2) forma intermitente: el dolor ocurre periódicamente, puede alterar los trastornos intestinales: estreñimiento, diarrea.

3) forma crónica: caracterizada por un cuadro clínico oculto: la clínica está ausente, o de vez en cuando dolores dolorosos en la parte inferior del abdomen, estreñimiento. Es la forma crónica de enfermedad adhesiva que se encuentra con mayor frecuencia en la práctica ginecológica. Muy a menudo, es una manifestación de endometriosis e infecciones latentes, que ni el paciente ni el ginecólogo conocen. El proceso adhesivo provoca la obstrucción de las trompas de Falopio, lo que conduce a la infertilidad. Es con esta queja que la incapacidad de quedar embarazada durante el año es una cuestión para que los pacientes recurran a un ginecólogo para una forma crónica asintomática de enfermedad adhesiva.

Nanovein  Flebología moderna en Rusia

Si hay un ataque de dolor y signos de intoxicación (vómitos, náuseas y fiebre), el paciente debe consultar urgentemente a un ginecólogo. Si las quejas son pronunciadas, debe llamar a una ambulancia. Según los síntomas, la enfermedad adhesiva se puede confundir con muchas enfermedades, que van desde la patología quirúrgica aguda (apendicitis, obstrucción intestinal, embarazo ectópico) y hasta la intoxicación banal.

La automedicación en este caso es inaceptable: solo el asesoramiento de expertos competentes lo ayudará a protegerse de las consecuencias desagradables.

Diagnosis de la enfermedad

  • frotis en la microflora de la vagina;
  • Diagnóstico por PCR para infecciones genitales latentes;
  • Ultrasonido ginecológico;
  • Resonancia magnética de los órganos pélvicos.
  • Etapa 1: las adherencias se localizan alrededor del oviducto, el ovario o en otra área, pero no interfieren con la captura del óvulo;
  • Etapa 2: las adherencias se localizan entre el oviducto y el ovario o entre estas estructuras anatómicas y otros órganos y causan dificultad para capturar el óvulo;
  • Etapa 3: la trompa de Falopio está torcida, la trompa está obstruida por adherencias, lo que indica la imposibilidad absoluta de capturar el óvulo.

Tratamiento de adherencias en los órganos pélvicos.

El tratamiento de la enfermedad adhesiva depende completamente de la gravedad de la enfermedad; puede ser conservador o quirúrgico. Inmediatamente haga una reserva de que con una forma aguda e intermitente de la enfermedad, el tratamiento quirúrgico – laparoscopia, es el único método de tratamiento debido a su alta eficiencia y efecto rápido. Muy a menudo, el tratamiento quirúrgico se combina con un tratamiento conservador para un mayor efecto.

En la forma crónica de enfermedad adhesiva, es posible un tratamiento exclusivamente conservador. Es necesario identificar la causa del desarrollo de la enfermedad adhesiva. Si se detecta alguna infección urogenital (por ejemplo, clamidia), en primer lugar, el tratamiento debe tener como objetivo eliminar la enfermedad subyacente para evitar una mayor propagación del proceso adhesivo. Para este propósito, los antibióticos y los medicamentos antiinflamatorios (AINE, corticosteroides) son los medicamentos de elección. Si la causa de la enfermedad adhesiva es la endometriosis, se prescribe tratamiento hormonal, medicamentos antiinflamatorios, desensibilización y terapia sintomática.

La terapia no específica es muy popular, la terapia enzimática, los medicamentos fibrinolíticos que disuelven la fibrina (longidasa, tripsina, quimotripsina), estos son medicamentos bastante efectivos que absorben pequeñas adherencias. En ausencia de un proceso infeccioso agudo, se utiliza fisioterapia: terapia con láser interno y terapia con láser magnético externo.

Este tratamiento no es una panacea para la forma crónica de enfermedad adhesiva. El tratamiento conservador es más efectivo en la primera etapa de la enfermedad.

Con la ineficacia de todos estos métodos y con la mayor difusión de las adherencias, está indicada la laparoscopia terapéutica y diagnóstica. Como regla general, un cirujano ginecólogo diagnostica una enfermedad adhesiva que ya está en la mesa de operaciones y, al mismo tiempo, realiza una operación: disecciona y elimina las adherencias. Hay 3 opciones posibles para la laparoscopia:
– picos disecados por medio de un láser – terapia con láser;
– las adherencias se disecan con agua a presión – aquadissection;
Las puntas se disecan con un cuchillo eléctrico: electrocirugía.

La elección a favor de un método de tratamiento particular es determinada por el médico durante la laparoscopía, dependiendo de la ubicación de las adherencias y la prevalencia del proceso. Durante la operación, el cirujano realiza un tratamiento conservador para evitar adherencias: se introducen fluidos de barrera (dextrano, povilina, etc.), se aplican películas absorbibles de polímero en las trompas de Falopio y los ovarios.

Factores que afectan el tratamiento de la enfermedad adhesiva

Cuando se establece el diagnóstico de la enfermedad de adhesión, es necesario cumplir con ciertos cánones y reglas para evitar recaídas repetidas de la enfermedad:

  • visita al ginecólogo una vez cada seis meses;
  • dieta racional: coma en pequeñas porciones con descansos cortos entre comidas, aproximadamente 5 veces al día; Evite los alimentos que causan alta producción de gas
  • los procedimientos fisioterapéuticos son muy útiles para una recuperación rápida, por lo tanto, se recomienda visitar a un fisioterapeuta regularmente; puede realizar electroforesis con medicamentos, masajes terapéuticos y educación física);
  • en caso de un ataque de dolor, puede usar antiespasmódicos (sin spa, papaverina). Si los ataques no desaparecen, debe comunicarse con un ginecólogo y no automedicarse.

Después del tratamiento, después de la cirugía o el tratamiento conservador, a los pacientes se les muestra descanso físico durante 3-6 meses, una observación dinámica realizada por un ginecólogo. En los primeros 2-3 meses, es necesario cumplir con la dieta racional descrita anteriormente. La fisioterapia y los procedimientos fisioterapéuticos también contribuyen a una recuperación rápida. Al realizar todas las medidas de rehabilitación, el pronóstico es favorable.

Recetas de medicina tradicional para el tratamiento de adherencias en los órganos pélvicos.

La medicina tradicional ofrece una amplia selección de medicamentos para detener el proceso de adhesión y prevenir sus complicaciones. Sin embargo, antes de comenzar la automedicación, es imprescindible consultar con su médico y obtener su consentimiento para el uso de medicamentos alternativos.

  • En algunos casos, con una forma leve del proceso, vale la pena usarlo en el tratamiento de las duchas vaginales. Es necesario tomar una cucharada de flores de manzanilla de farmacia, flores de saúco, linaza picada y, vertiendo 4 vasos de agua hirviendo y envolviéndolo firmemente en una manta, déjelo reposar debajo de la tapa durante 60 minutos. Después de eso, después de filtrar el medicamento, se usa para duchas vaginales, dividiéndose en 2 porciones. El procedimiento se lleva a cabo 2 veces al día, después de despertarse y antes de acostarse. Continuar el tratamiento por 30 días;
  • En otra ducha vaginal, también muy efectiva en el proceso adhesivo, se usa un compuesto a base de iris. Una cucharada de rizomas triturados de iris (kasatika) y vierta un vaso de agua hirviendo. Aislamiento confiable, el producto se insiste durante 120 minutos. Las duchas vaginales se realizan mediante infusión bien filtrada una vez al día durante un mes y medio;
  • La manzanilla es otra planta curativa que ayuda con las adherencias. Para preparar la jeringa, tome 2 cucharadas grandes de flores secas de manzanilla y vierta 250 mililitros de agua que acaba de hervir. Luego se insiste en la droga durante 30 minutos. Después de filtrar la composición a través de una gasa doblada en 4 capas, se divide en 2 partes iguales. Las duchas vaginales se llevan a cabo 2 veces al día durante 60 días;
  • Para la administración oral, vale la pena usar una decocción de plátano. Debe tomar una cucharadita de semillas (con un portaobjetos) y combinar con un vaso de agua fría. Después de eso, los platos con la droga se colocan al fuego y después de hervir, hervir durante 10 minutos. Además, insistiendo en el medicamento hasta que se enfríe por completo, se filtra y se toma en una cucharada 3 veces al día. La duración de dicho tratamiento es de un mes;
  • El cardo mariano, que es una excelente herramienta para tratar enfermedades hepáticas, también hace frente a las adherencias en los órganos pélvicos. Bajo la influencia de la planta, se produce la reabsorción de adherencias. Para preparar a partir del cardo mariano la composición medicinal, tome una cucharada de semillas trituradas de la planta y vierta 250 mililitros de agua recién hervida. Además, al poner la droga en un fuego pequeño, se languidece bajo la tapa durante 15 minutos. Luego, después de haber enfriado un poco la composición, se filtra y se bebe 1/3 de taza 3 veces al día. La duración de dicha terapia es de 30 días;
  • El pez sable también ayuda a eliminar las adherencias. Para preparar el medicamento, se vierte una cucharada de las hojas más picadas de la planta con 300 mililitros de vodka y se deja en infusión durante 20 días. Después de eso, después de filtrar la droga, se bebe en una cucharada por la mañana y por la noche durante 45 días;
  • Tal remedio también se usa para el tratamiento: 100 gramos de semillas de zanahoria silvestre se muelen hasta obtener un estado de harina y se mezclan con 50 gramos de azúcar en polvo. Para deshacerse de las adherencias, debe comer una cucharadita de este medicamento 3 veces al día. La duración de la terapia es de 6 semanas;
  • La yurta de campo es otra cura efectiva para las adherencias. Es necesario tomar 2 cucharadas grandes (cucharadas) de hierba seca triturada de la planta y verter 2 vasos llenos de agua hirviendo. Después de eso, después de cubrir el plato con el medicamento con una tapa y aislarlo con una manta, el producto se insiste en un lugar cálido durante 60 minutos. Además, después de filtrar la infusión, tomo 1/3 de taza 3 veces al día durante 60 días;
  • La miel de propóleos es un medicamento excelente para hacer frente a este problema. Debe tomar una cucharadita de miel y una cucharadita de propóleos. Si la miel está confitada, derrítela primero. Mezclando bien la miel y el propóleos, lubrique generosamente el hisopo con una mezcla y póngalo durante toda la noche. Dichos tampones se colocan cada 2 días. El curso del tratamiento consta de 7 procedimientos y dura 14 días;
  • Un remedio popular hecho de miel e ingredientes herbales puede ayudar incluso con fuertes adherencias de las trompas de Falopio. Se requiere tomar en cantidades iguales frambuesas secas, semillas de plátano, escaramujos y ajenjo. La composición se muele en un molinillo de café hasta un estado en polvo y se combina con miel, agitando hasta obtener una masa densa. Se enrollan bolas que pesan 10 gramos. Se usan antes de las comidas en la mañana, tarde y noche, disolviéndose en 3 piezas. La duración del tratamiento es de 30 días;
  • La hierba de San Juan también es una cura para las adherencias en el sistema reproductivo femenino. Debe tomar una cucharada de hierba triturada de la planta (con un tobogán) y verter un vaso de agua recién hervida. En un fuego pequeño, los platos con medicamentos se hierven bajo una tapa durante un cuarto de hora. Después de enfriar y filtrar, el medicamento se toma 3 veces al día durante 1/4 de taza durante 30 días.
Nanovein  Edema de los pies causas y tratamiento en ancianos.

Prevención de recaídas

Para evitar la repetición de la aparición de síntomas de adherencias de la pelvis, una mujer debe cumplir con algunas reglas:

  • siguiendo una dieta determinada (evitando los alimentos que causan hinchazón);
  • al menos 2 veces al año para ver a un ginecólogo;
  • cumplimiento del descanso físico durante 4-6 meses,
  • realizar procedimientos fisioterapéuticos;
  • clases de educación física;
  • con ataques de dolor, tomando antiespasmódicos (papaverina, sin spa);
  • con constantes ataques de dolor, consulte a un médico.

Las adherencias pélvicas son una enfermedad que se trata muy bien. ¡Pero prevenir una enfermedad es mucho más fácil que curarla! Por lo tanto, preste atención a su salud un poco más a menudo, ¡y todo estará bien con usted!

Lagranmasade España