¿Cuál es la diferencia entre las venas varicosas y la foto de tromboflebitis

Las venas varicosas y la tromboflebitis son dos patologías de los vasos periféricos que se diagnostican con mayor frecuencia en la práctica médica. Estas enfermedades se caracterizan por consecuencias impredecibles. ¿En qué se diferencian las venas varicosas de la tromboflebitis y cuáles son los síntomas y los tratamientos para estas enfermedades?

¡Las varices se eliminan fácilmente sin cirugía! Para esto, muchos europeos usan Nanovein. Según los flebólogos, ¡este es el método más rápido y efectivo para eliminar las venas varicosas!

Nanovein es un gel peptídico para tratar las venas varicosas. Es absolutamente efectivo en cualquier etapa de la manifestación de las venas varicosas. La composición del gel incluye 25 componentes curativos exclusivamente naturales. En solo 30 días de usar este medicamento, puede deshacerse no solo de los síntomas de las venas varicosas, sino también eliminar las consecuencias y la causa de su aparición, así como prevenir el desarrollo de la patología.

Puede comprar Nanovein en el sitio web del fabricante.

Caracterización de varices y tromboflebitis.

Venas varicosas: una condición patológica de las venas safenas en las piernas, resultante de cambios en su longitud y diámetro. Los tubos venosos afectados se agrandan y deforman, sus paredes se vuelven más delgadas. En este caso, existe el riesgo de sangrado subcutáneo, incluso con un hematoma leve. Esta enfermedad no se puede curar por completo, solo es necesario para evitar su progresión.

Esta disfunción vascular es bastante común. Los factores que provocan su aparición incluyen:

  • predisposición hereditaria;
  • antecedentes hormonales alterados;
  • sobrepeso;
  • baja actividad física;
  • desnutrición, falta de fibra en la dieta;
  • abuso de alcohol, fumar;
  • tener un hijo, parto;
  • usar zapatos de tacón alto;
  • enfermedades crónicas

La tromboflebitis es una complicación de las venas varicosas en las que las paredes de los vasos se inflaman y condensan. Esta enfermedad es líder entre las enfermedades vasculares potencialmente mortales, ya que se caracteriza por la formación de un coágulo de sangre que puede estallar. A menudo, las protuberancias antiestéticas se localizan en la parte inferior de la pierna, los muslos y los tobillos.

La aparición de tromboflebitis, en contraste con las venas varicosas, está influenciada por factores de diferente naturaleza:

  • venas varicosas crónicas;
  • disfunciones del flujo sanguíneo;
  • enfermedades ginecológicas;
  • tumores malignos;
  • deficiencia aguda de líquidos;
  • infección

En casos raros, esta patología vascular se desarrolla de forma independiente: debido a un factor genético o debido a una lesión en las paredes venosas.

La principal diferencia entre las venas varicosas y la tromboflebitis es la presencia de signos locales de inflamación. Con las venas varicosas, están ausentes, solo se observa disfunción de la circulación sanguínea. Si no lleva a cabo la terapia adecuada, hay una complicación de las venas varicosas: la tromboflebitis.

Sutilezas del diagnóstico

Un diagnóstico correcto no es difícil, ya que cada patología tiene un cuadro clínico específico.

La tromboflebitis de los ganglios venosos se acompaña de fiebre, dolor, enrojecimiento. Debido al riesgo de poner en peligro la vida, el paciente necesita una consulta urgente de un flebólogo o cirujano para medidas de tratamiento de emergencia. La vena afectada con tromboflebitis está tensa e inflamada, en contraste con las venas varicosas, en las que no hay enrojecimiento ni inflamación.

El diagnóstico de la patología vascular se lleva a cabo mediante un método especial de angioscanning ultrasónico. Determina la condición de las paredes venosas, evalúa la naturaleza del trombo, su tamaño y bordes.

¿Cuál es la diferencia entre los síntomas de las venas varicosas y la tromboflebitis?

Las violaciones en el funcionamiento del sistema venoso están determinadas por signos clínicos característicos. La gravedad de estas manifestaciones le permite diagnosticar con precisión una dolencia.

Las venas varicosas se acompañan de los siguientes síntomas:

  • una sensación de pesadez, ardor en las extremidades;
  • calambres frecuentes;
  • hinchazón
  • decoloración de la piel, su sequedad;
  • venas abultadas e hinchadas;
  • la aparición de redes vasculares;
  • Debilidad general.

La tromboflebitis, en comparación con las venas varicosas, se caracteriza por sensaciones dolorosas en las piernas, ya que se forma un coágulo de sangre en la pared interna de las venas, evitando que la sangre pase. Debido a esto, se forman nodos estéticos e hinchazón.

Los signos de tromboflebitis incluyen:

  • dolor agudo en las piernas;
  • la presencia de sellos en los tejidos;
  • enrojecimiento local de la piel en las áreas afectadas de las venas;
  • debilidad, fiebre alta;
  • dolor al caminar

A menudo, una forma complicada de la enfermedad afecta las venas que ya están dilatadas. Además, un cambio en la composición de la sangre, el mal funcionamiento del sistema circulatorio, el aumento de la coagulación de la sangre y la destrucción de las paredes venosas inician el desarrollo de complicaciones patológicas.

La diferencia en el tratamiento de las venas varicosas y la tromboflebitis.

Habiendo logrado distinguir las venas varicosas de la tromboflebitis como resultado de un diagnóstico realizado correctamente, es posible comenzar el tratamiento exitoso de cada una de estas enfermedades varicosas.

Las venas varicosas, a diferencia de la tromboflebitis, se tratan de forma no quirúrgica utilizando técnicas conservadoras y de hardware. La tromboflebitis a menudo requiere intervención quirúrgica.

Metodos medicos

Un especialista competente ofrecerá un tratamiento integral para las venas varicosas:

  • tomando drogas;
  • uso externo de dispositivos médicos;
  • exposición por métodos mecánicos;
  • usando un tipo especial de producto.

El uso de preparaciones farmacológicas regula el funcionamiento de los órganos formadores de sangre y establece la salida de líquido. Dichos medicamentos incluyen drenaje linfático y venotónico.

Se logra un buen resultado debido a los efectos locales de ungüentos y geles. Sus componentes vegetales mejoran el tono venoso, normalizan la microcirculación en los tejidos.

Los procedimientos de masaje y las sesiones de hardware tienen como objetivo restaurar las áreas afectadas de las venas. Estas manipulaciones aceleran el proceso de curación y complementan el régimen de tratamiento.

Un método efectivo de terapia es usar medias de compresión elásticas que no permiten que se acumule líquido en los tejidos. Las medias que sostienen la parte inferior de la pierna estimulan la circulación sanguínea, crean la presión necesaria en las extremidades inferiores.

Seguir las instrucciones del médico da un efecto positivo, especialmente en las etapas iniciales de la enfermedad.

El proceso de tratamiento de la tromboflebitis se complica por el hecho de que es una forma ya avanzada de la enfermedad, en contraste con las venas varicosas. El principio principal de la terapia es la búsqueda de la fuente de la enfermedad, que se encuentra dentro del cuerpo.

Las acciones de los médicos están dirigidas a:

  • supresión rápida de procesos inflamatorios en las paredes vasculares y los tejidos que los rodean;
  • prevenir la propagación de focos de inflamación a otras venas;
  • exclusión de recaída.

Los métodos de exposición al hardware y los medicamentos para la tromboflebitis preparan al paciente para los procedimientos quirúrgicos y aceleran el período de recuperación. El médico prescribe anticoagulantes, sustancias que evitan la coagulación sanguínea excesiva. También se recetan medicamentos que disuelven los coágulos sanguíneos.

Si la enfermedad se acompaña de fiebre, un proceso inflamatorio intenso, entonces se agregan antibióticos a la terapia principal.

Terapia no tradicional

El tratamiento de enfermedades vasculares con métodos alternativos se lleva a cabo solo como una adición a la terapia principal.

Los curanderos y los médicos de la gente ofrecen beber decocciones de corteza de roble, caléndula, flores de castaño, bálsamo de limón, pie de caballo. Se cree que estos dones de la naturaleza mejoran la condición de la víctima tanto con las venas varicosas como con la tromboflebitis.

Nanovein  Eliminación de venas varicosas con espuma.

Incluya manzanas, ajo, arándanos, frambuesas y duraznos en su dieta diaria. Estos productos contribuyen al adelgazamiento de la sangre.

Uno de los métodos efectivos para deshacerse de la tromboflebitis es la hirudoterapia, tratamiento con sanguijuelas. El efecto se logra debido a una sustancia especial que las sanguijuelas se lanzan al cuerpo. Ayuda a diluir la sangre y destruir los coágulos sanguíneos.

Por lo tanto, la diferencia entre las venas varicosas y la tromboflebitis es que estas son etapas esencialmente diferentes de la misma enfermedad. Y si las venas varicosas responden al tratamiento conservador, que, con un diagnóstico temprano, puede eliminar por completo los síntomas desagradables, entonces la tromboflebitis en la mayoría de los casos requiere intervención quirúrgica.

Enfermedades por varicosis y tromboflebitis: ¿cuál es la diferencia?

Entre las enfermedades vasculares, los médicos diagnostican con mayor frecuencia las venas varicosas y la tromboflebitis. Muchos pacientes consideran que estas condiciones son las mismas y no ven la diferencia entre ellas. A continuación consideraremos las causas del desarrollo de estas patologías, así como los síntomas y el tratamiento de las venas varicosas y la tromboflebitis.

El origen de las venas varicosas y la tromboflebitis.

Artículo de navegación

Ambas enfermedades indican violaciones en el funcionamiento de los vasos venosos. Sin embargo, difieren en etiología y mecanismo de flujo.

Las venas varicosas son una expansión de las paredes venosas, como resultado de lo cual los vasos no adquieren una forma cilíndrica, sino que tienen secciones convexas donde se forma la estasis sanguínea.

El estiramiento de las paredes se produce como resultado de su adelgazamiento, lo que puede dar lugar a una serie de razones.

Exteriormente, esto se manifiesta por "estrellas" o nódulos vasculares conocidos que sobresalen por encima de la superficie de la piel. En las etapas avanzadas, las venas se ven sinuosas y no solo son cosméticas, sino también un problema médico.

La tromboflebitis es un proceso inflamatorio en los vasos, como resultado de lo cual aumenta la coagulación sanguínea y se producen coágulos sanguíneos peligrosos. Con mayor frecuencia, la tromboflebitis es una complicación de las venas varicosas y conlleva problemas más graves, ya que los coágulos de sangre bloquean la luz del vaso y la inflamación se propaga a las áreas vecinas.

Causas del desarrollo de patologías.

La principal diferencia entre las enfermedades es la etiología, donde la tromboflebitis es consecuencia de otros trastornos, incluidas las venas varicosas.

Con venas varicosas

La razón principal de la aparición de venas varicosas es la incapacidad de los vasos para hacer frente a la carga durante la circulación sanguínea. La expansión de las venas de las extremidades inferiores puede conducir a un aumento en el volumen de sangre circulante o su acumulación en un área determinada debido a las características del estilo de vida. Por otro lado, las venas no pueden realizar sus funciones por completo si su estructura está alterada, por ejemplo, los vasos han perdido elasticidad o se han dañado.

Los factores que provocan las venas varicosas son:

  • obesidad;
  • trastornos hormonales;
  • embarazo;
  • tacones altos;
  • trabajo de pie o actividad física excesiva;
  • fumar o abuso de alcohol;
  • enfermedades crónicas y herencia.

En tromboflebitis

Lo siguiente puede conducir a un proceso inflamatorio en los vasos:

  • violación de la integridad de las venas como resultado de una lesión o inyección;
  • deshidratación
  • problemas oncológicos;
  • enfermedades ginecológicas;
  • infecciones sistémicas

Sintomatología

¿Cuál es la diferencia entre las venas varicosas y la tromboflebitis, aparte de la etiología? Las diferencias también están en los síntomas y el curso de la enfermedad. Algunos signos de ambas patologías son comunes, pero un especialista experimentado distinguirá fácilmente la tromboflebitis de las venas varicosas.

Los síntomas de las venas varicosas

Con las venas varicosas, se observan los siguientes síntomas:

  • malestar o pesadez en las piernas, que se intensifica por la noche;
  • la aparición de defectos cosméticos: "estrellas" vasculares o ganglios azul violeta que sobresalen por encima de la piel;
  • color de piel inusual o un cambio en la condición de la piel (sequedad, irritación, pérdida de elasticidad);
  • hinchazón de la extremidad afectada;
  • convulsiones;
  • en las etapas posteriores: una violación del estado general, debilidad, disminución de la actividad física.

Síntomas de tromboflebitis

Con tromboflebitis, el paciente puede quejarse de:

  • dolores agudos y explosivos en las extremidades que no se detienen;
  • movilidad disminuida debido al dolor;
  • un cambio en el bienestar general: debilidad, fiebre, escalofríos;
  • enrojecimiento y aumento de la temperatura local en el área afectada;
  • sellos en los tejidos blandos, que se sienten durante la palpación, pero pueden no ser visibles.

Diferencias clave entre enfermedades

Entonces, las varices y la tromboflebitis: ¿cuál es la diferencia? La tabla muestra las diferencias clave entre las enfermedades.

Medicamentos

Elegir las tácticas de tratamiento adecuadas solo es posible después de determinar el diagnóstico exacto.

Determine independientemente cuál es la diferencia entre la trombosis y las venas varicosas no es necesaria: una visita oportuna a un médico ayudará a mantener una buena salud y evitar complicaciones.

Con la tromboflebitis y las venas varicosas, no solo se recetan ungüentos externos, sino también medicamentos sistémicos. En el primer caso, los agentes antiinflamatorios y antiplaquetarios tomarán la línea principal de terapia, en el segundo – venotónicos y angioprotectores.

Medicamentos que se pueden usar para tratar estas enfermedades:

  • Lyoton Un agente externo a base de heparina. Se absorbe rápidamente, no deja residuos grasosos. Se prescribe para aliviar el edema, diluir la sangre y reducir los síntomas de inflamación.
  • Ungüento de heparina. Tiene un efecto anticoagulante, evitando la formación de coágulos. Además de la heparina, contiene un anestésico local que reduce los síntomas dolorosos para el paciente.
  • Hepatrombin. Otro gel de heparina. Como componentes auxiliares, contiene sustancias con propiedades regenerativas, por lo que afecta positivamente no solo los vasos sanguíneos, sino también la piel del área afectada.
  • Fastum gel. El medicamento se basa en un medicamento antiinflamatorio no esteroideo. Es más adecuado para el tratamiento de la tromboflebitis, ya que elimina la causa principal: el proceso inflamatorio.
  • Detralex Tabletas del grupo venotónico. Después del curso del tratamiento, se observa un aumento en la fuerza de los vasos venosos y una disminución en la estasis sanguínea.
  • Phlebodia Contiene una sustancia que aumenta el tono de las venas y les ayuda a realizar sus funciones. Se considera una de las mejores drogas del grupo venotónico.
  • Troxerutina Un agente externo basado en la rutina, que exhibe un efecto estabilizador capilar.
  • Nimesil Polvo para administración oral a base de componente antiinflamatorio. Elimina la causa principal de flebitis y síntomas desagradables en el paciente.

Herencia

De hecho, las enfermedades vasculares se pueden observar en varias generaciones seguidas. La expansión varicosa puede determinarse genéticamente, por lo tanto, la predisposición a esta enfermedad siempre la tiene en cuenta un flebólogo.

En el caso de la tromboflebitis, el proceso inflamatorio es una complicación de otras enfermedades y no se hereda. Por otro lado, la inflamación de las venas puede ocurrir después de las venas varicosas, a lo que el paciente tendrá una predisposición.

Se aconseja a las personas en riesgo que cuiden el estado de sus vasos con anticipación y sigan las recomendaciones preventivas. La hirudoterapia y algunas recetas populares ayudarán a mejorar las propiedades reológicas de la sangre. Puede obtener más información sobre los beneficios y peligros de las sanguijuelas, así como leer reseñas sobre nuez moscada con venas varicosas en estos artículos.

Prevención

Las recomendaciones que figuran a continuación ayudarán a prevenir las venas varicosas y los coágulos sanguíneos, así como a evitar complicaciones vasculares más graves.

  • La probabilidad de prevenir la tromboflebitis aumenta si el paciente consulta inmediatamente a un médico en caso de problemas con los vasos.
  • La actividad física moderada debe estar presente diariamente. Incorrecto se considera un estilo de vida sedentario y un estrés excesivo.
  • Deje de fumar y beber alcohol: estos malos hábitos tienen un efecto muy malo en el estado de los vasos sanguíneos.
  • Use una medias de compresión especiales que sostengan mecánicamente las venas y reduzcan las áreas de estancamiento.
  • Se aconseja a las mujeres que usen un tacón que no supere los 5 cm.
  • Deja que tus piernas descansen por la noche; colócalas sobre una superficie elevada o almohada. También puedes dormir por la noche.

En el video a continuación, el médico habla sobre las venas varicosas, la trombosis y la tromboflebitis.

Nanovein  ¿Cuál es el uso de medias para las venas varicosas para hombres

¿Qué son las varices y la tromboflebitis? ¿Cuál es la diferencia?

Las venas varicosas se diagnostican hoy en cada tercera mujer, en los hombres la patología es un poco menos común. Los especialistas suelen percibir la tromboflebitis como una complicación de las venas varicosas en lugar de una enfermedad independiente. De hecho, estas dos enfermedades afectan los vasos, pero difieren en una serie de características y en el cuadro clínico.

Las venas varicosas y la tromboflebitis pueden ser asintomáticas durante mucho tiempo, como resultado de lo cual una persona no busca atención médica oportuna. Además, las enfermedades después de la progresión se convierten en las causas del desarrollo de otros trastornos resultantes, patologías en el cuerpo. Una cosa es segura, percibir las varices y la tromboflebitis como una enfermedad es fundamentalmente incorrecta, y el médico le dirá cuál es la diferencia entre ellas.

El origen de la tromboflebitis y las venas varicosas.

¡IMPORTANTE! ¡Las estrellas del mundo del espectáculo llevan mucho tiempo utilizando una forma simple y efectiva de deshacerse de las venas varicosas! Solo necesitas tomar el barato. Leer más >>>

Ambas enfermedades tienen una característica unificadora: afectan las venas. Para determinar la diferencia entre las venas varicosas y la tromboflebitis, es necesario considerar la patogénesis y la etiología de ambas enfermedades. Los requisitos previos para el desarrollo de las venas varicosas se consideran paredes vasculares débiles, que han perdido su elasticidad y tono, fuerza y ​​capacidad para promover la sangre. La circulación sanguínea alterada conduce a su engrosamiento y aumento de la presión intraarterial.

Las causas de la tromboflebitis son los trastornos venosos, con mayor frecuencia son las venas varicosas. En este sentido, la tromboflebitis se considera una complicación de las venas varicosas, como una manifestación del proceso inflamatorio de las venas crónicas. La inflamación de las venas, a su vez, implica la formación de coágulos en la sangre, que se llaman coágulos de sangre. Esto conduce al bloqueo de la luz de las venas por coágulos sanguíneos, lo que interrumpe el flujo sanguíneo arterial.

Causas de la enfermedad

También vale la pena considerar por separado la trombosis y las venas varicosas y sus causas de desarrollo. Los factores para el desarrollo de venas varicosas y tromboflebitis pueden ser congénitos o adquiridos durante la vida de una persona. Las siguientes razones pueden contribuir a las venas varicosas:

  • predisposición hereditaria;
  • obesidad;
  • desequilibrio hormonal;
  • posición larga sentada o de pie;
  • falta aguda de fibra;
  • falta de actividad física;
  • usar zapatos apretados e incómodos, tacones;
  • la presencia de enfermedades crónicas;
  • malos hábitos y hábitos alimenticios;
  • embarazo y parto.

¡Las varices se pueden eliminar en casa! Solo 1 vez al día necesita frotar en la noche.

En relación con estos factores, es posible predecir de antemano un grupo de personas que están en riesgo.

Las razones para el desarrollo de tromboflebitis son los siguientes factores:

  • enfermedades crónicas;
  • venas varicosas;
  • neoplasias oncológicas;
  • enfermedades ginecológicas;
  • infecciones intravenosas;
  • deshidratación del cuerpo;
  • flujo sanguíneo deteriorado.

Conociendo las causas del desarrollo de ambas enfermedades, es posible prevenir su desarrollo mediante medidas preventivas y reducir los riesgos. En las primeras manifestaciones de venas varicosas o tromboflebitis, es necesario consultar a un especialista médico.

Cuadro clínico

Las venas varicosas, como regla, aparecen primero y son mucho más comunes que la tromboflebitis. Solo bajo la condición de detección oportuna de la patología, así como la determinación de la enfermedad por los primeros signos, es posible detener las violaciones en el sistema vascular.

¡Las varices se pueden eliminar en casa! Solo 1 vez al día necesita frotar en la noche.

Los síntomas de las venas varicosas son los siguientes:

  • sensación de pesadez, ardor y dolor en las piernas por las tardes;
  • hinchazón en las piernas;
  • síndrome convulsivo principalmente de noche;
  • la aparición de arañas vasculares en la piel de las piernas;
  • cambio en la piel en forma de pigmentación, sequedad y descamación;
  • aumento de temperatura a 37-38 grados;
  • debilidad general;
  • Nódulos venosos abultados en la piel de las piernas.

Además, el proceso patológico comienza a agravarse por otras enfermedades, por ejemplo, cambios tróficos en la piel y rupturas de venas enfermas, lo que conduce a una hemorragia interna.

A su vez, la tromboflebitis se manifiesta por otros signos, a saber:

  • dolor estallido en las piernas;
  • a la palpación, se sienten sellos de tejidos blandos;
  • hiperemia de la piel en el área del daño vascular;
  • fiebre, escalofríos y debilidad;
  • movilidad alterada de las extremidades debido a un síndrome de dolor pronunciado.

Con el tiempo, sin un tratamiento óptimo, la tromboflebitis se agrava por el daño a los vasos cercanos, lo que puede causar embolia pulmonar. En relación con las consecuencias conocidas de las venas varicosas y la tromboflebitis, puede comprender cuán importante es a tiempo identificar enfermedades de acuerdo con el cuadro clínico característico y consultar a un médico.

Terapias

Sabiendo cuáles son las diferencias entre las venas varicosas y la tromboflebitis, también se puede predecir que las opciones de tratamiento para ambas enfermedades diferirán significativamente. Antes de que el médico determine el método de terapia, el paciente debe someterse a un diagnóstico integral en el laboratorio. Con las venas varicosas, se toma un recuento sanguíneo completo, así como varias pruebas funcionales, se someten a angioscanning y dopplerografía.

Con la trombosis venosa, el diagnóstico implica un examen físico y un historial, luego se realiza un examen de ultrasonido dúplex de las venas, venografía radiopaca y eco, así como un análisis de sangre estándar. Gracias a los datos de diagnóstico obtenidos, el especialista determina el método de tratamiento hospitalario o ambulatorio.

Las medidas terapéuticas generalmente aceptadas para el tratamiento de las venas varicosas incluyen:

  • curso de tratamiento de masajes en una clínica;
  • terapia de tejido de compresión;
  • tratamiento de escleroterapia (inyección con una inyección de esclerosante para pegar y reabsorber un vaso que no funciona);
  • tratamiento con láser;
  • tratamiento farmacológico con fármacos venotónicos, anticoagulantes, fármacos antiinflamatorios;
  • extirpación quirúrgica de venas enfermas: venectomía;
  • terapia de vitaminas;
  • Alimento dietético para eliminar kilos de más y descargar piernas.

Para aumentar la efectividad del tratamiento contra la varices, el médico puede recomendar cursos de hirudoterapia, cuando con la ayuda de picaduras de sanguijuelas, se puede mejorar la consistencia de la sangre y prevenir los coágulos sanguíneos. Los métodos alternativos efectivos también incluyen fisioterapia a través de los efectos de las corrientes o los campos magnéticos de Eddy de Bernard.

Si el paciente tiene tromboflebitis, que es consecuencia de la formación de coágulos sanguíneos y del proceso inflamatorio, respectivamente, el tratamiento comienza con medicamentos antiinflamatorios no esteroideos. El médico también selecciona ungüentos y geles que ayudan a diluir la sangre y niegan la posibilidad de coágulos sanguíneos. Las preparaciones contra la tromboflebitis son venotónicos, angioprotectores, antibióticos, anticoagulantes y agentes antiplaquetarios.

La fisioterapia para la tromboflebitis será significativamente diferente a la de las venas varicosas. Los médicos generalmente prescriben sesiones de radiación ultravioleta e infrarroja, terapia magnética y láser, electroforesis, un curso de baroterapia y darsonval. Si todas las medidas no ayudan a limpiar los vasos sanguíneos de coágulos sanguíneos, se puede prescribir cirugía. Debido a esto, se evita la obstrucción de los vasos y la deformación de los tejidos adyacentes.

¿Cómo prevenir la tromboflebitis con venas varicosas?

Si las venas varicosas a menudo son imposibles de determinar por los primeros signos debido al flujo asintomático al principio, entonces la tromboflebitis es bastante posible de predecir. Todo cirujano vascular y flebólogo sabe que las venas varicosas avanzadas, tarde o temprano, causarán tromboflebitis. Entonces, puede prevenir tal complicación con las siguientes medidas:

  • tratamiento oportuno y competente de las venas varicosas;
  • el uso de medias de compresión o venda elástica;
  • tomando multivitaminas y fleboprotectores para vasos sanguíneos;
  • corrección de peso;
  • caminata sistemática, natación, gimnasia y otros tipos de actividad física moderada;
  • comer alimentos vegetales;
  • renunciar a los malos hábitos.

En resumen, podemos centrarnos una vez más en las diferencias entre las venas varicosas y la tromboflebitis. La primera patología es una enfermedad crónica, tromboflebitis, una exacerbación repentina. Las venas varicosas no están acompañadas de signos de inflamación, que es inherente a la tromboflebitis.

Una operación contra las venas varicosas consiste en extirpar la vena afectada y detener el flujo sanguíneo, con tromboflebitis, ligadura de la vena para detener el movimiento del trombo. La tromboflebitis se considera potencialmente mortal.

Lagranmasade España